Friday, February 12, 2010

Shibari y Las Niñas Célibes


Shibari es una muñeca realizada con técnicas de nudo erótico japonés. Está entretejida con pequeñas ramas de flores de cerezo en miniatura. El pelo suelto, desarreglado, como si estuviera extendida a nuestros pies, y el cinto del kimono desanudado. Las flores de cerezo son una seda, casi transparentes, realizadas en tengujo. Las retienen, prietas, los nudos del cordón rojo sobre su cuerpo de papel.

Shibari es una mujer atada a si misma por el placer. Todas las mujeres japonesas lo son. El obi del kimono es básicamente un nudo que las encierra dentro de un cuerpo de seda que las acaricia solo hacia adentro. Shibari viste un kimono en colores pálidos, con flores de todas las estaciones y arroyuelos de agua. Viste hasta siete kimonos pálidos superpuestos, bajo el kimono estampado, de los que trata de escapar.


Shibari está atada con un cordón rojo como la sangre. Shibari está suspendida por cuatro hilos rojos: cuelga con sus cuerdas sobre un gran erizo, porcelanoso, de color jade. Los nudos de su cuerpo se llaman Las Perlas, un ejercicio de pasión realizado con paciencia para una mujer que no tiene pechos. La noche de su estreno Shibari encontró dueña, pero Shibari se quiso escapar. Se soltó de las cuerdas y se marchó.



Shibari es una verdadera niña célibe salida del cuento de Origlam para los cuentos de Cristina Peri Rossi. Shibari entró y salió del cuento que empezamos a leer esa noche, para luego volver a entrar en otro. Las Niñas Célibes es un cuento que escribió Cristina para el cuento que Lewis Carrol les contaba a sus Alicias.

Shibari debe esperar sentada sobre algúna Eriza a que volvamos a encontrarla. Ya no la atan sus cuerdas ni sus sedas, ni su melena negra. Vuela atada solo en sus sueños, como las mujeres de Chagall.


2 comments:

Afra said...

Ori,
que te puedo decir....Bellisimo, el texto y Shibari...
Muy hermoso, da ganas de volar entre sedas y colores palidos...
gracias
Afra

La dama said...

Shibari, una forma sutimente bella de expresar lo que una mujer siente.
Felicitaciones, Ori.